La Congregación de San José

 

En Turín, el 18 de marzo de 1873 en la pequeña capilla dedicada al esposo de la Virgen María del Colegio Artigianelli, san Leonardo Murialdo funda la Congregación de san José.
Él celebra la Misa y tiene una breve alocución y, después de haber invocado al Espíritu Santo, arrodillado delante del altar, emite primero la profesión religiosa. Después de él siguen los sacerdotes don Julio Costantino, don Eugenio Reffo, don Sebastiano Mussetti y los clérigos Marcello Pagliero y Pier Giorgio Milanese. Después de la lectura y la firma del Acta de fundación, viene ofrecido y colgado cerca del cuadro de s. José, un corazón de oro, en señal de agradecimiento. Por la tarde los seis miembros de la Congregación van al santuario de la Virgen "Consolata" para agradecer a la Virgen y pedirle su bendición.


San José es el centro espiritual de la misma y de él todos llevamos el nombre con que se nos conoce: Josefinos.

En el siglo XIX un grupo de sacerdotes de Turín, cuando empezaba la industrialización de la ciudad, fundó bajo la guía de Giovanni Cocchi, un colegio para niños huérfanos y desamparados a los que se daba una cultura de base y se le enseñaba un oficio artesanal. Tomaron como modelo a San José, educador de Jesús y patrono de artesanos, inspirándose en él y promoviendo si devoción en el colegio. Siendo director, don Pietro G. Berizzi fundó, en 1867, una asociación o cofradía en el colegio dedicada a San José y formada por miembros del colegio.

La Congregación de San José está compuesta por una red de Comunidades distribuidas por diversos países. "Dios te ama con un amor infinito, misericordioso, personal, único", es la experiencia que cada hermano josefino vive y quiere comunicar. La profesión pública de los votos de pobreza, castidad y obediencia manifiesta la voluntad de seguir los pasos del Evangelio y de hacer propio el compromiso fundamental de la proclamación del mensaje Salvador de Jesús Los miembros de las Comunidades comparten vida, bienes y proyectos. El ideal que desea vivir la Congregación en cada una de sus comunidades es el de ser una familia al estilo de vida de la "Familia de Nazaret". Así entre sus miembros hay pluralidad de dedicaciones, estilos, edades y procedencias.

La motivación de la Congregación se identifica con la de San Leonardo Murialdo. Él se dio cuenta cada vez más claramente que la formación de los jóvenes es fundamental para una eficaz promoción humana y cristiana del pueblo. Así maduró su específica vocación de entrega a la educación de los jóvenes de las clases sociales más modestas, con una especial predilección hacia los jóvenes pobres, abandonados y más necesitados. Sentirse querido por Dios, Padre; vivir en sintonía con la Iglesia; trabajar en colaboración con todos. Con estos ingredientes y con la fuerza del Evangelio probó nuevos caminos.

San Leonardo Murialdo


 La familia Josefina se encuentra distribuida en nueve provincias alrededor del mundo con sede en Roma, en los paises de italia, España, India, Ecuador, Brasil, Chile y Argentina, África (Nigeria, Sierra Leona, Ghana y Guinea Bissau), México Estados Unidos.


Gobierno provincial Chile - Argentina

 

P. JOSE' LUIS DI PAOLO , Provincial.
P. CARLOS BARRA, Vicario Provincial.
P. GIAMPIETRO BRIZI, Consejero Secretario Provincial.
HNO. MIGUEL ZAMPEDRI C, Ecónomo Provincial.


Comunidad Josefina en Chile
 Santiago Valparaíso

Liceo: Leonardo Murialdo
Dirección: Calle Santa. Filomena, 159.
Santiago.

Colegio: Leonardo Murialdo
Parroquia: Nuestra Señora del Pilar.
Centro Retiro Espiritual: San Leonardo Murialdo
Dirección: Calle Aquíles 450, Cerro Larrain.
Valparaíso.
Requínoa  


Liceo:
San José
Parroquia: San José
Centros Educativos Comunitarios.
Dirección: Calle Caupolicán 09.
Requínoa.

 

 


Comunidad Josefina de Santiago: Pbro. Patricio Alejandro Pulgar Hills, Pbro. Sebastian Patricio Martínez Vera, Pbro. Angel Martínez Pastor y Hno. Anil Chaniyil.